MUNICIPALISMO DE BOLIVIA RESPALDA EL CENSO PARA EL 2024 Y RECHAZA PARO DEFINIDO EN EL CABILDO CRUCEÑO

Compartir

La Federación Asociativa de Municipalidades (FAM) Bolivia respaldó en una reunión celebrada en Cobija el censo para el 2024 y rechazó el paro definido en un cabildo en Santa Cruz, porque afectará –advirtió- “gravemente” los ingresos de los diferentes municipios y la coparticipación tributaria.

En la FAM, donde están aglutinadas las nueve asociaciones municipales de Bolivia y la Asociación de Municipalidades de Bolivia (AMB) y la Asociación de Alcaldesas y Concejalas de Bolivia (ACOBOL), se fijó este viernes una posición de respaldo al cronograma censal definido por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

“Ratificar y respaldar la propuesta de cronograma presentado por el Instituto Nacional de Estadística (INE), para la realización del Censo de Población y Vivienda en el 2024”, establece uno de los puntos de la primera resolución, donde también se condenó “todo acto que pueda politizar” este proceso, “eminentemente técnico”.

No solo eso, ratificaron que los gobiernos ediles son los principales actores en el trabajo censal, por lo que “exigieron respeto y condenamos la intromisión de algunas autoridades con intereses políticos”.

Grupos de poder cruceños liderados por el gobernador Fernando Camacho, el cívico Rómulo Calvo y el rector dela Universidad Autónoma Gabriel René Moreno (UAGRM), Vicente Cuéllar, alentaron la decisión del cabildo del 30 de septiembre en Santa Cruz de ir al paro indefinido desde el 22, si hasta el 21 no se adelanta el censo.

Dejaron de lado el diálogo, porque determinaron no atender la convocatoria del Gobierno a un diálogo técnico el 11, donde debían, en un escenario con presencia de expertos de organismo internacionales, exponer y sustentar su propuesta para adelantar el censo.

El municipalismo boliviano también rechazó el paro definido en el cabildo: “Rechazar las determinaciones tomadas en el cabildo (…), puesto que van en contra de la reactivación económica, ya que un paro indefinido afectaría gravemente a los ingresos económicos y coparticipación tributaria de los gobiernos autónomos municipales y de los ciudadanos del país”.

También se declararon “en estado de emergencia ante el ultimátum manifestado en el cabildo realizado en Santa Cruz”.

Rodeado de los diferentes miembros de la FAM-Bolivia, el presidente del municipalismo Enrique Leaño anunció que se agotará los instrumentos legales ante el Tribunal Supremo Electoral (TSE), para demostrar que el cabildo en Santa Cruz careció de legitimidad.

El Tribunal Electoral Departamental (TED) de Santa Cruz envió observaciones al cabildo y en breve emitirá un informe, aunque anticipó que las decisiones de ese mecanismo no son vinculantes. //Agencia Boliviana de Información

Red Patria Nueva 2022
Red Patria Nueva